Crónica SanSan Festival 2017: Día 2

21.04.2017

Un sol de justicia engalanaba Benicassim cuando se abrían las puertas del recinto para dar el pistoletazo de salida a la que sería la segunda jornada del SanSan Festival 2017. Ya en los alrededores se empezaba a notar una mayor afluencia de sanseritos que en la jornada anterior, lo que hacía presagiar que esta segunda jornada sería más coreada que la anterior.

A medida que comenzábamos a introducirnos en el recinto comenzaban a asomar los primeros acordes de la mano de Chlöe's Clue, quien se encargó de abrir el telón muy bien arropada por su banda a pesar de que, en diversas ocasiones, ya se había encargado de desnudarnos el alma sin más compañía que su guitarra y su voz. Como pudimos oír entre el público, fue un gran descubrimiento para muchos sanseritos que, sin dudarlo, seguro que una semana después de haberla descubierto, estarán desgranando las cuidadas melodías de su disco "Hidden Rhythms".

Casi con puntualidad británica, acababa el concierto en el escenario Negrita mientras comenzaba el show de Mucho en el escenario Desperados. Como de costumbre Martí y los suyos se metieron a todos los asistentes en el bolsillo con sus melodías. Lástima que el concierto fuese programado a una hora tan temprana de la tarde ya que nos hubiese encantado poder corear sus temas con las 15000 almas que se juntaron en el recinto unas horas más tarde.

Y una vez finiquitado el show de Mucho, otra ronda de grandes descubrimientos de la mano de los murcianos Claim, que hicieron las delicias de sus seguidores habituales además de llevarse un puñado de seguidores nuevos gracias al empeño y las ganas que pusieron en hacernos disfrutar de sus canciones. Muestra de su interés por hacernos vibrar fue la idea que tuvieron de bajarse al foso de prensa a cantar un pedacito de su canción "El baile y la cena" muy muy cerca de los allí presentes, todo un detallazo digno de mención que les hace muy grandes y no olvidaremos sin duda.

Tras recordar ese momentazo, tocó tomar aire de nuevo y prepararnos para lo que sucedería poco después en el escenario Desperados: el esperadísimo Coque Malla acompañado de toda su banda. Lo de esperadísimo tiene sus razones: su confirmación como cabeza de cartel fue todo un bombazo en las redes, y además fue el primer concierto realmente multitudinario de la tarde. Una gran marea de gente cubría la explanada del escenario Desperados expectantes por ver el show del que fue líder de la banda de rock Los Ronaldos. Para él y su banda se trataba del primer festival del año, y esas ganas se palparon ya que consiguieron hacernos vibrar y disfrutar del concierto, teletransportándonos a épocas pasadas con alguna que otra canción épica del pop como "No puedo vivir sin ti".

Después de ese viaje por épocas doradas del pop, volvimos a la realidad de la mano de Viva Suecia, uno de los grupos "pequeñitos" del cartel que dieron muchísima guerra y nos demostraron que, sin duda, están empezando a merecer un hueco más alto en los carteles de los festivales en los que son confirmados.

Turno de los madrileños Sidecars, poco frecuentes en los festivales pero con madera de sobra para llevar su potente directo a cualquier recinto que se precie. Consiguieron ganarse nuestro cariño al ponernos "Contra las cuerdas". Tras ellos, Rufus T. Firefly (Víctor Cabezuelo hizo doblete tras haber tocado con Mucho), con sus pegadizos riffs consiguieron subirnos a lo más alto del cielo de Benicassim. 

Y llegaba entonces uno de los momentos más esperados de todo el festival: la hora del concierto de Leiva. Y, por supuesto, merece mención especial el hecho de que le acompañara su hermano Juancho, voz de Sidecars, que hacía doblete, esta vez como guitarra y voz. Un par de canciones después de haber comenzado, Leiva nos recordaba que hacía ya más de 10 años que no tocaba en un festival, lo que, junto a su sonrisa y el brillo de sus ojos, hacía presagiar que la noche sería especialmente inolvidable para él y todos los que allí nos encontrábamos. Acompañado de su Leiband al completo, el madrileño hizo cantar, saltar y bailar a todo el público, y acabó el concierto convocándonos a todos a conseguir un récord mundial que no se conseguía desde hacía ya unos años: cantar y corear "Estrella polar", uno de sus mayores éxitos con Pereza, con la condición de guardar los móviles y dedicarnos solo a vivir y disfrutar de la música en directo. Genio y figura. Enorme se te queda corto, querido Leiva.

Tras el éxtasis vivido con el concierto de Leiva, llegó el momento de reponer energías en uno de los numerosos food trucks presentes en el recinto mientras escuchábamos de fondo al inimitable Ángel Stanich.

Y cuando Ángel Stanich había conseguido mecernos entre sus delicadas melodías, aparecieron M Clan en el escenario Desperados dispuestos a ofrecernos uno de sus conciertos más especiales. Iba a ser una noche inolvidable para ellos, y así nos lo transmitía su líder, Carlos Tarque, dispuesto a dejarse con nosotros su valiosa voz tan cargada de rock cantando con fuerza todas y cada una de sus canciones. Hubo momentos de temas nuevos a los que dar a conocer, pero también otros para algunas de esas canciones míticas del pop-rock en nuestro país como "Quédate a dormir", "Llamando a la tierra" o "Carolina". Un concierto de los que se viven una vez en la vida, claramente.

Y tras el subidón, cambio de escenario para vivir de cerca la energía que desprenden los directos de Polock que presentaron su nuevo trabajo 'Magnetic Overload' sin olvidar hacer un repaso a sus anteriores trabajos con temas que pusierona todos los sanseritos en pie.

Tras ellos decidimos visitar una de las novedades de este año, la cual, con tanto buen concierto, se nos había olvidado conocer; el espacioIT, una carpa donde una selección de DJs, medios e influencers se encargaban de que todos los presentes desgastasen las suelas de sus zapatillas hasta límites insospechados. No pudimos quedar más encantados con la idea ya que el buen rollo y la inmejorable música nos invadieron desde que pusimos un pie dentro de la carpa.

Y cuando creíamos que no nos quedaban energías, corrimos hasta el escenario negrita porque empezaron a sonar de fondo los primeros acordes de Dinero grupo que liderado por Sean Marholm (y su llamativo look elegido para la ocasión) presentó su nuevo disco 'Cero'. Como siempre fue un concierto electrificante que nos inundó de puro rock de principio a fin.

Ya bien entrada la madrugada, se daban por finalizados los conciertos en directo para pasar a los modernos formatos DJ set, esta vez en dosis doble comenzando con Belle and Sebastian DJ set y terminando la jornada con el recién estrenado dúo Mikel Izal y Jorge Second DJ set. Tras bailar hasta el agotamiento durante casi dos horas con estos Dj set, dimos por finalizada esta segunda jornada de festival y volvimos al hotel con una sonrisa aún más amplia que en la jornada anterior.

¿Superará el tercer día de festival a este? ¡Visitad nuestro blog mañana para conocer la respuesta!